Blog

¿Qué sabe Facebook de nosotros?

Escrito por a las abr 2, 2018 en Sin categoría | 0 comentarios

nstituto de Medios Sociales. Me sorprende que os sorprenda saber que Facebook utiliza vuestros datos personales. Tanta sorpresa junta no podría entenderse sin las fotos de vuestras barbacoas con choricillos y vuestros daiquiris de fresa al sol de verano. ¿Acaso alguien pensaba que a Facebook le importaban algo vuestras fotos? ¿Qué era esa su fuente de ingresos? Pensad por un momento que Facebook e Instagram pertenecen al mismo grupo empresarial, por lo que en total concentran 2.967 millones de usuarios registrados. A ellos habría que añadir los 1.300 millones de personas que utilizan WhatsApp -que también forma parte del mismo grupo-, lo que suma 4.267 millones. Aunque no se trate de usuarios exclusivos, ya que muchos de vosotros estaréis registrados en más de un sitio a la vez, la cifra sobrepasa con creces la mitad de la población mundial (unos 7.550 millones). Por tanto, un mismo grupo empresarial conoce a la perfección los gustos y los intereses de medio mundo, dónde viven, con quién, qué comen, qué beben, dónde han comprado los choricillos y con quién alternan para tomar los daiquiris de fresa. Esos datos son los verdaderamente valiosos. Son los que les interesan a las empresas para ofrecernos productos a la carta en el lugar y el momento oportunos.

Resultado de imagen de facebook  instagram

(más…)

Nunca tenemos tiempo

Escrito por a las feb 5, 2018 en Sin categoría | 0 comentarios

Instituto de Medios Sociales. Ya nos veremos. Y nunca nos vimos. Ya tomaremos un café. Y nunca lo hemos tomado. Ya quedaremos. Y nunca hemos quedado. Tenemos tanta facilidad para aplazarnos al futuro que nos estamos olvidando de vivir el presente. Nunca tenemos tiempo para nada cuando, en realidad, tiempo es lo único que tenemos. Tenemos tanto miedo a la realidad, incluso a que el tiempo nos convierta los sueños en realidad, que cuando lo hace anhelemos que esa realidad solo sea un sueño. Nos pasamos la vida dando largas, sin darnos cuenta de que la única que pasa de largo es ella, la vida; sin darnos cuenta de que el ‘ya’ siempre es nunca y lo que ‘iba a ser siempre’ es a veces en el mejor de los casos.

Resultado de imagen de tiempo

Buscando excusas para posponer a quien nos busca hemos llegado a un punto en el que ni buscamos ni queremos que nos busquen. Es como si cualquier amago de cara a cara debiera resolverse con un ya hablaremos por WhatsApp, que siempre acaba con un ya tomaremos algo que termina siendo un no hemos tomado nada. Dejamos para el futuro lo que podrían ser veinte minutos de esta misma mañana sin percatarnos de que ni hoy volverá nunca ni mañana será nunca más mañana. Pero nosotros a nuestra bola. Vamos como robots que solo caminan hacia delante sin saber ni lo qué es pensar. Tenemos miedo a meditar, recelo a reflexionar sobre qué hemos hecho en el día y fobia auténtica a los cangrejos porque a veces caminan hacia atrás para entender que la vida no solo son sueños, también recuerdos. (más…)

Ya nadie manda christmas por Navidad

Escrito por a las ene 2, 2018 en Sin categoría | 0 comentarios

Instituto de Medios Sociales. Esta Navidad me ha entrado una especie de morriña muy particular que nunca antes había sentido. Por primera vez en mi vida he echado de menos las postales de Navidad y no he podido resistirme a abrir el cajón del taquillón de la entrada de casa de mis padres y rebuscar hasta encontrar el lote de postales que allí se conservan. En realidad, no me resultó difícil localizarlas, puesto que son bastantes las que se almacenan y poca la capacidad del cajón, así que prácticamente es el cajón de las postales de Navidad.

Resultado de imagen de postal navidad

La mayoría están guardadas en el sobre en que se enviaron y que permanece casi intacto. No pude evitar oler algunas. Huelen a Navidad. Ni siquiera sé si existe el olor a Navidad, pero de haberlo ese sería su olor. Gran parte de ellas representan símbolos cristianos como el nacimiento de Jesús, los Reyes Magos o la estrella de Belén, pero hay varias con imágenes de Papá Noel, de paisajes o de conjuntos de regalos. Su tamaño también es dispar. Muchas no pasan de la octavilla, aunque se guardan varias que rondan el medio folio y cuyo cartón es más consistente y rígido. Entre estas últimas encontré tres o cuatro que al abrirlas suena música y que, lógicamente, todavía mantienen carga en la pila. Si su aspecto exterior es bastante uniforme, su contenido interior no lo es mucho menos. Desde la distancia en el tiempo y con otra cabeza diferente a cuando yo también las escribía y ni siquiera era un bachiller, me llamó poderosamente la atención la composición de los textos que llevaban años reposando en la oscuridad de aquel cajón. Su riguroso formalismo queda patente desde la primera línea, que es idéntica en todas las postales: queridos tíos y primo; queridos hermanos; queridos amigos. A ese saludo siguen uno o dos párrafos llenos de clementes deseos y copiadas formas retóricas poco creativas que parece surrealista que haya escrito la prima que se sienta a mi lado en la cena de Nochebuena. Un deseo de buen año y una firma sirven de despedida.

Mi prima ha cambiado tanto que parece haber olvidado por completo aquella especie de oración memorizada que copiaba a toda la familia y, ahora, nos envía por WhatsApp unos ciervos bebiendo champán y ataviados con un gorro rojo en los cuernos. Supongo que es la evolución del ‘cajón de las cosas’ al ‘Internet de las cosas’, pero estas cosas ni huelen ni ocupan cajones ni conservan las baterías cargadas veinte años después. Quizás estas cosas nunca nos provoquen morriña.

José Sixto García 

El auge de la comunicación móvil

Escrito por a las dic 3, 2017 en Sin categoría | 0 comentarios

Resultado de imagen de smartphone

Instituto de Medios Sociales. Si su hijo le pide un móvil a Papá Noel no se asuste. Lo raro sería que le pidiese una piedra, porque eso significaría que su hijo todavía no vive en lo que se ha dado en llamar Tercera Revolución Industrial. No es este un concepto que yo me invente, sino que fue avalado por el Parlamento Europeo en 2006 en una declaración formal aprobada tras los bosquejos de Jeremy Rifkin en los que hablaba de una revolución científica y tecnológica que nos embutía a los presentes en una nueva era.

Lo cierto es que el mundo está más interconectado de lo que había estado nunca y lo que era una sociedad industrial es ahora una sociedad digital que provoca cambios sustanciales en todas las facetas cotidianas, hasta en la forma de comunicarnos con los demás. El escenario 24/7 (y no tiene nada que ver con la canción de Becky G) donde las fronteras geográficas han desaparecido casi por completo tiene dos culpables: un padre que se llama Internet y un hijo bautizado como teléfono móvil. En época de nacimientos es precisamente este hijo vástago, que no bastardo, el que acabó con las limitaciones de todos los medios de comunicación anteriores y, a la vez, aunó las ventajas que cada uno de ellos tenía por separado (el texto de la imprenta, la voz y la instantaneidad de la radio, la imagen de la tele…). (más…)

Me cansé de ser yo

Escrito por a las nov 6, 2017 en Sin categoría | 0 comentarios

Resultado de imagen de máscara

Instituto de Medios Sociales. Me cansé de ser yo. Si fuese estricto quizás debería decir que me he cansado de ser yo. Pero ya me da igual. Me da lo mismo que mi cansancio se acabe de verificar en el momento en que escribo o que sus consecuencias tengan cierta relación con el presente. Si me cansé de ser yo, me cansé también de dar explicaciones.

Me cansé de ser yo porque me cansé de escuchar a quien nunca ni siquiera me oye. Me cansé de regalar mi tiempo al consuelo de los demás y de que todos mis problemas se solucionen con un no pasa nada, hombre. Me cansé de buscar a quien no se molesta en encontrarme, de ser la regadera de la planta esa que llaman amistad y a la que algunos solo le echan el agua de la bendita conveniencia. Me cansé de preguntar cómo estás a quien no se preocupa por saber si yo sigo simplemente estando. Me cansé de ser una opción de quien para mí es la prioridad. (más…)

Las historias de los martes

Escrito por a las oct 3, 2017 en Sin categoría | 0 comentarios

Instituto de Medios Sociales. Hoy, que es martes, nadie debería ni casarse ni embarcarse. Los griegos consideraban que los martes siempre daban mala suerte porque estaban vinculados con Ares, el dios de la guerra. Los martes pasaron de Grecia a Roma como los días consagrados a Marte, también dios de la guerra, y de Roma a nuestros días como un mal augurio para emprender cualquier cosa que consideremos importante. Pero con Instagram todo ha cambiado.

Resultado de imagen de martes

Ahora ya no da miedo quererse los martes. Las redes sociales han aniquilado la mitología y hemos pasado del mito a lo mítico. Ahora los martes también son un buen día para inundar las redes con los míticos juramentos de amor eterno y, de hecho, os juro por Ares y Marte, que ni Eros y Cupido juntos podrían poner más pasión de la que ponen mis seguidores. ¡Ay, Dios, cómo se quieren! ¡Qué monos!

Me pregunto, cuando no es martes, si no habrá más formas de quererse más allá de subir una fotografía dándose un beso. Porque para besos el de Times Square entre entre Greta Zimmer y George Mendonsa, inmortalizado por Alfred Eisenstaedt y Victor Jorgensen desde dos ángulos diferentes, pero con la misma fuerza se mire por donde se mire. ¡Eso es un beso y lo demás son historias (de Instagram)!

Quererse también es dar un abrazo porque te apetece un martes a las 11:40. Quererse es preguntar cómo te ha ido el día aunque a ti haya ido de martes. Quererse es mirarse y no hacer falta las palabras. Quererse es ser cómplices entre la multitud. Quererse es que te cuenten a ti las cosas antes que a nadie. Y que cuenten contigo antes que con los demás. Quererse es hacer algo aunque no te apetezca, pero que sabes que al otro le hace ilusión. Quererse es protegerte en público y reñirte en privado. Quererse es irte a buscar otra talla cuando te pruebas algo en Zara. Quererse es esperarte para comer aunque ya te hayas muerto de hambre. Quererse es acompañarte al médico aunque sea su día libre. Quererse es taparte cuanto te duermes en el sofá. Quererse es saber de memoria la fecha de tu cumpleaños. Quererse es que te lleve al aeropuerto aunque pierda tres horas de sueño. Quererse es querer hacer algo si es contigo y no querer hacerlo si tú no estás. Quererse es que te diga que te echa de menos, aunque sea martes.

 José Sixto García 

 

Quererse es verano

Escrito por a las sep 4, 2017 en Sin categoría | 0 comentarios

Resultado de imagen de amor de verano

Instituto de Medios Sociales. Quererse es contar los minutos que quedan para volver a vernos, para luego, al encontrarnos apartar la mirada y hacer que no nos vemos. No es soberbia, ni orgullo, es alergia, la alergia del amor, que intenta provocar un aquí no pasa nada cuando debería pasar de todo. Es esa misma cobardía que nos incita a adoptar una postura erguida, fría y distante, mientras que el corazón arde en llamas. Lo delata su pulso, y los gusanillos que vuelan hacia a él desde un estómago que al vernos ni tiene hambre ni tiene sed, aunque necesite de una boca más que nunca. Es esa misma timidez que se transforma en sudor en una mano que aprieta cuando choca con la otra, como si esas míseras gotas pudiesen apagar el incendio que llevamos por dentro.

Quererse es buscar nuestras miradas en el medio de la muchedumbre. Y que se encuentren. Que se tropiecen con la misma intensidad con que lo harían a solas, pero que se aparten rápido por miedo ser a ser vistas por alguien que pudiera delatarlas, aunque nadie tenga más prisa en esconderse que ellas mismas. Quererse es buscar y descubrir que te están buscando, que tu idea ya no es original, sino que alguien la ha tenido antes, y que cuando te descubra hará como que está mirando al infinito, pues es ahí a donde querría ir contigo. Pero quien te quiere nunca te lo dirá. Seguirá en su postura fría y pasota creyendo ilusamente que el hielo no se derrite. (más…)

Podrás borrarme

Escrito por a las jul 31, 2017 en Sin categoría | 0 comentarios

Resultado de imagen de borrar

Instituto de Medios Sociales. Podrás borrarme, podrás bloquearme, pero nunca podrás olvidarme. Podrás ignorarme, podrás negar que existo, aunque paradójicamente mi apellido sea Sixto, pero cada vez que escuches a Alejandro Sanz seré yo quien venga a tu mente. Es más, cuando pidas tiritas pa’ este corazón partío pensarás en mí, porque nada te gustaría más que que fuese yo tu apósito. Pero hoy tan solo te queda el alcohol que pica en las heridas, aunque la herida ya esté cicatrizada y sigas bebiendo sin ganas ni sed.

Que me ignores no significa que me hayas olvidado. De hecho, quien olvida no se molesta en ignorar, porque la ignorancia –por atrevida- no da lugar a interpretaciones ni silogismos. La ignorancia nunca razona porque es ilusa e ingenua, muy osada, y por eso permite a los botarates meter el pie en cualquier campo ajeno al de su erudición. Al ignorante le cansa la prudencia en la misma dosis que al despechado le cansa curarse. (más…)

Las pymes en Internet

Escrito por a las jun 8, 2017 en Sin categoría | 0 comentarios

Instituto de Medios Sociales. Recientemente he coordinado una investigación sobre la presencia de nuestras pequeñas y medianas empresas en Internet. Las conclusiones a las que hemos llegado reflejan que las pymes gallegas prefieren las páginas web a las redes sociales para su presencia en Internet. Tres de cada cuatro (74%) tienen web propia y solo la mitad (50%) está presente en redes sociales. De las pymes con página web, el 36,49% la utilizan de manera exclusiva, aunque la mayoría (51%) apuesta por combinarla con el uso de redes sociales, mientras que solo unas pocas (13,51%) combinan la participación en web, redes sociales y blog.

Facebook es, con diferencia, la red social más utilizada (90% del conjunto y 46% de las que tienen en web), lo que indica que existe una tendencia generalizada a substituir la web por las presencias en Facebook. Le siguen Twitter (27%), LinkedIn (14%), Google+ (14%) e Instagram (12%).

Resultado de imagen de pymes internet

(más…)

¿Adictos al móvil?

Escrito por a las may 2, 2017 en Sin categoría | 0 comentarios

Resultado de imagen de adicto al movil

Instituto de Medios Sociales. La abrazas en las noches que pasaría abrazada a cualquiera. Ella es como tú. Solo necesita unos brazos que la arropen y unos dedos que la toquen. Le da igual si son tuyos o de otro porque a lo que más teme es a la soledad. Le da miedo encontrarse consigo misma, le atemoriza saber quién es. Prefiere no pensar, sentirse arropada y dejar que pasen los días y mueran las noches. Que corra el tiempo mientras se consumen los minutos; huyendo de la soledad, pensando que también ella tiene alguien a quien querer.

Te metes en su bolsillo y le rozas la entrepierna. Es otra manera de matar el tiempo. Por lo menos no camina sola por la calle. Ni tú tampoco, que lo tuyo es más complicado. Ella te habla y tú pones la oreja. Parece que te interesa, pero solo piensas en ti mismo. Qué más te dará a ti lo que te cuenten. Tu función es otra. Bastante cansado estás de aparentar, de que te tiren encima de una toalla mientras ella toma el sol a tu lado y de que te pongan boca abajo cuando siempre necesitas estar por encima de los demás.

Le pones canciones. Esas canciones en las que le juras amor eterno. Se lo juras a ella como se lo podrías jurar a cualquier otra. Bastante tienes con lo tuyo. Te acercas para grabar un audio mientras ella te pone voz de enamorada. No va por ti, pero tú no enteras. Ella ya tiene un plan B por si tú le fallas, pero tú solo piensas en cambiar la a por la o y así seguir matando el tiempo. (más…)